Skip to content

Turismo Cervecero (II): Londres

by

SAMSUNG

Tras el parón bloguero de agosto (unos más afortunados por vacaciones, otros que tenemos menos suerte por exámenes) y algunos problemas en las últimas semanas, retomamos la actividad escribiendo uno de los posts que se quedaron pendientes de escribir a finales de julio. Y es que si bien Gonzalo nos contaba su visita la Brasserie 4:20 en su fin de semana por Roma, yo me dejé por escribir la crónica de mi viaje a Londres una semana que tmabién dio para bastante.

Más que una crónica, que sería demasiado larga, he pensado en escribir más bien una pequeña guía de sitios cerveceros interesantes en Londres, ya que aunque ya existen algunas muy buenas en la red, la mayoría están en inglés y es más difícil encontrar referencias completas y actualizadas en la lengua de Cervantes. Aquí intentaremos hablar brevemente de los locales que visitamos nosotros y de otras sugerencias que se nos quedaron en el tintero pero pueden ser interesantes para los demás.

Londres tiene mucho más que ofrecer que las típicas cask ales (sin desmerecer el mérito de estas, que las hay muy bien hechas) desde que el panorama cervecero de Reino Unido sufrió un Renacimiento a cargo de los nuevos estilos y maneras de hacer cervecera en las últimas dos décadas. Actualmente alberga más de 50 microcervecerías solo en su núcleo urbano, y también es hogar de diversos pubs, brewpubs y tiendas, y en este post vamos a ver como disfrutar de todo ello:

Los pubs:

Sin duda la forma más extendida y efectiva de empaparse en la cultura cervecera londinense, pues la ciudad cuenta, además de con sus innumerables pubs tradicionales de real ale o cask ale, con decenas de pubs especializados en craftbeer ya sea exclusivamente en formato keg (como estamos acostumbrados por estas tierras) o más comúnmente, mixtos con cervezas tanto en keg como en cask (estos últimos con su correspondiente grifo hand pump). Estos son los que visitamos nosotros:

Craft Beer Co (múltiples localizaciones): en este caso no hablamos de un pub sino de toda una cadena de ellos, especializada como dice el nombre en cerveza artesana. Lo destacamos no solo por que sea fácil que encuentres uno cerca de ti en la ciudad, sino porque además tienen el mayor número de grifos de la ciudad, variando entre 25 y hasta 45 (sí, 45, en el de Covent Garden, que fue el que visitamos nosotros y el que se ve en la imagen inferior) grifos, normalmente en una proporción 2:1 o similar entre kegs y casks. Las cervezas nacionales como Thornbridge, Siren, o las propias londinenses como The Kernel son las predominantes, pero también se pueden encontrar auténticos cervezones extrajeros, como la Stone Arrogant Bastard Ale Oaked que tuvimos la suerte de encontrar en los grifos. La deliciosa comida corre a cargo de Forty Burguers, que abastece también a CASK, del que hablamos más abajo.

 

befunky_artwork.jpg

Brewdog Bars (múltiples localizaciones): otra visita que todo friki del mundillo hace al visitar la isla británica es acercarse a su bar brewdog más cercano, habiendo hoy en día hasta 4 en la capital: el original en Camden Town, un segundo en Shepard Bush, un tercero en Shoreditch y desde hace unos meses un cuarto en Clapham Junction. Nosotros fuimos al original de Camden y nos pedimos entre otras cosas una Blitz Apricot (una interesante sour ale de 3% ABV) ¡infusionada con sandía! y es que una de las gracias de estos sitios es que todos tienen un hopinator, esto es, un dispositivo para infusionar lúpulos, frutas u otros ingredientes a la cerveza según se saca del barril (keg, por supuesto, Brewdog es uno de los pocos sitios de Londres dónde verás solo kegs y ni rastro de casks, previsible vista su guerra abierta con la CAMRA) similar a los que ya hemos visto en algunos lugares de la capital española.

bre.jpg

CASK Pub and Kitchen (6 de Charlwood Street): con 15 grifos de keg y 10 de cask, este acogedor y amplio local en Pimlico, al sur de Westminster, es de perfil muy similar a los Craft Beer Co, combinando mayormente marcas británicas como Hawkshead o Wild Beer o americanas como Stone (casi siempre tienen pinchadas al menos una o dos), y  como decíamos antes comparten proveedor de comida, Forty Burguers, de los que probamos algunos entrantes muy ricos acompañandos de unas una deliciosa stouts londinenses, la de Partizan y la Brew By Numbers 08.

brb.jpg

The Rake (Burough Market): con solo 7 grifos de cask y 3 de keg, este pequeño pub regentado por los dueños de Utobeer (está a pocos metros del Burough Market), uno podría pensar que no es de los pubs más destacables del panorama local. Uno se equivocaría. Las paredes llenas de dedicatorias de brewers de todo el mundo así lo demuestran: no esta claro si es por la terraza, por la amplísima oferta de botellas interesantes (especialmente americanas) o porque simplemente los encargados son así de majos, pero el sitio causa furor y es otra visita muy recomendable.

ff.jpg

También te pueden interesar: The White Horse (1-3 de Parson’s Green), The Southampton Arms (139 de Highgate Road) y Euston Tap (190 de Euston Road).

Los brewpubs:

The Old Brewery de Meantime (en el recinto del Old Royal Naval College): este es el único sitio de esta lista que reconozco no estaba previsto en el plan porque simplemente desconocíamos su existencia. Abandonada la posibilidad de visitar la fábrica por precio y falta de disponibilidad, se suponía que nuestro paseo por Greenwich iba a ser meramente turístico, cuando al pasear por el reciento del antiguo colegio naval nos encontramos este sitio. Y qué bueno fue que lo encontraramos, porque sin duda resultó una de nuestras visitas favoritas. Este lugar aprovecha la estructura de una antigua fábrica de cerveza. O mejor dicho, de muchas, porque la primera supuestamente data del siglo XIV, la segunda de 1717 que abastecía entre otros sitios al hospital militar cercano, y finalmente la estructura actual se aprovecha de los cimientos del más reciente construido en 1831. Meantime compró los terrenos pocos años después de su fundación en 1999 y en 2009 abrió este local compuesto por una microcervecería cuyos tanques de cobre están anclados a la pared del fondo  de la cafetería con carteles en los que se puede leer que se está preparando y para cuando estará listo, una lado de cafetería y un lado de pub en el que se sirven las cervezas de la microcervecería. El sitio ha respetado en ciertos aspectos la estructura antigua de piedra y ladrillo visto, lo que la dota de un encanto difícil de superar en la capital, y hace la experiencia de probar un tasting de cervezas propias junto a platos típicamente ingleses aún más deliciosa.

mena.jpg

También te pueden interesar: Crate (Unit 7 de Queen’s Yard) y Duke’s Brew & Que de Beavertown (33 de Downham Road).

Las tiendas:

Para alguien recién llegado de Madrid, dónde solo en los últimos tres años han florecido más de media docena de tiendas, una de las cosas que pueden llamar más la atención es el relativamente bajo número de tiendas especializadas en cerveza. La ciudad británica sigue impregnada por la cultura de pub y eso se nota, pero eso no significa que no haya establecimientos donde podamos hacer aprovisionamiento de botellas si nos apetece, los hay y muy buenos, he aquí las dos que visitamos nosotros:

BottleDog Kings Cross (69 de Gray’s Inn Road): la tienda oficial de Brewdog abrió sus puertas el pasado mes de abril, y es un lugar de visita casi obligada en una visita por la capital, ya sea para comprar la cerveza de la marca que te falta por probar, merchandising de la misma, o simplemente cargar tus bolsas de botellas de la impresionante selección de cervezas que tienen, especialemente americanas (Victory, Clown Shoes, Stone, e incluso alguna que otra Great Divide o Firestone) y británicas, especialmente londinenses (The Kernel, Brew by Numbers, Fourpure, etc), junto con algunas cervezas del resto del mundo. Además, puedes llevártelas frías  gracias a sus nada menos que 5 neveras.

Captura

Utobeer (Burough Market): esta tienda forma parte del conocido Burough Market situado al sur del Puente de Londres, y es posiblemente uno de los establecimientos con mayor variedad al contar con más de 700 cervezas diferentes a la venta. De nuevo encontramos una especial variedad en cervezas inglesas (Oakham, Arbor, Harviestoun, etc) y americanas (Sierra Nevada, Founders, Goose Island…).

new

También te pueden interesar: Kriss Wines (394 de York Way), licorería cuya diversidad cervecera anda en niveles similares a Utobeer, Real Ale (371 de Richmond Road).

Las fábricas: Bermondsey Beer Mile:

La Bermondsey Beer Mile se supone que es una ruta de aproximadamente una milla que conecta 4 de las principales fábricas locales en línea recta al sur del río: Anspach and Hobday, Brew by Numbers, Partizan y The Kernel. Pues bien: fue quizás la única decepción de la parte cervecera del viaje. De milla nada y de línea recta aún menos, la conexión geográfica entre estas 4 fábricas es de todo menos intuitiva e ir de una a otra conlleva sortear mil y un cambios de calle y dirección, que hacen que esta visita sea probablemente muy interesante… si puedes perder todo el sábado o vas con alguien que conozca la zona. A nosotros solo nos dió tiempo a ver abiertos Anspach and Hobday (de quien por cierto os recomendamos su Table Porter, una tremenda porter de solo 2,8% ABV), ya que aunque encontramos The Kernel para entonces habían cerrado (el resto cierra a las 17:00, ellos a las 14:00).

IMG_20140412_114129

 

Y esto es todo por esta vez, de nuevo disculpas por el retraso y permaneced atentos a nuestro Twitter y blog porque estas siguientes semanas os recordamos que tenemos:

Así que van a ser días intensos y divertidos para los cerveceros madrileños, y nosotros estaremos ahí para escribir sobre ello.

¡Nos vemos, salud y birra! 🙂

Advertisements

Turismo Cervecero (I): Roma (Visita a la Brasserie 4:20)

2014-07-05 19.41.41

A principios del mes de julio pude escaparme un fin de semana a Roma para desconectar de mis quehaceres madrileños, y ya que estaba allí aproveché para hacer algo de turismo cervecero y pasarme por la Brasserie 4:20. Este local es propiedad de Alex Liberati, que es también el dueño de una de mis fábricas de cerveza favoritas, Revelation Cat. El local está situado en el número 82 de la Via Portuense. Es relativamente fácil acceder en autobús, aunque hay que andar un poco.

El local es amplio, d2014-07-05 19.43.12ispone de dos plantas (aunque cuando fui yo la superior estaba cerrada), con una barra amplia, un conjunto de mesas para poder comer más tranquilamente, una vitrina donde tienen en exposición diverso material de merchandising de Revelation Cat y varias neveras con cervezas frías, destacando una de ellas con lambic de Boon y de Cantillon todas ellas con un mínimo de 10 años (aunque a un precio bastante elevado).

Para los que como es mi caso que no sois muy duchos con el italiano más allá de unas cuantas frases sueltas, podéis estar tranquilos si habláis inglés, podéis comunicaros con los camareros en el idioma de Shakespeare sin ningún tipo de problema.

Normalmente tienen de grifo una amplia variedad de cervezas de Revelation Cat de barril, pero según me contaron han querido apostar por la cerveza artesana italiana de una manera más fuerte por lo que por lo menos ahora en verano solo tenían 5 de ellas, de las cuales 3 son lambics que solo se pueden probar allí, ya que de momento no tienen pensado sacarlas en botella ni comercializarlas fuera de su local. El resto de la gama de sus cervezas están disponibles en las neveras, por lo que si queréis podéis cogerlas e incluso llevároslas a casa si así lo preferís.

De las cervezas que probé ese día quiero destacar 4 que me llamaron más la atención.

Brunello Lambic

2014-07-05 19.43.34

Esta es una de las lambics que al menos por ahora solo tienen disponibles en la brasserie. Es una cerveza de color rubio con una ligera turbidez y una espuma de burbuja gruesa que se disipa rápidamente.

En nariz tenemos una cerveza en la que se nota una ligera acidez, presenta aromas ligeramente florales y un leve toque a hierva húmeda.

En boca es una cerveza con un cuerpo muy ligero, con sabores ácidos así como un toque a algo que a mi me recuerda a las brevas, tiene un retrogusto con un leve amargor, pero sin embargo es una cerveza de trago muy fácil y muy refrescante.

NOTA FINAL: captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1bynbyn

Seta

2014-07-05 20.10.32Esta es una Blache belga elaborada por la fábrica Birrificio Rurale, una fábrica del norte de Italia en el pueblo de Desio que abrió en el 2013.

En copa estamos ante una cerveza de un color dorado bastante turbio y con una espuma con un espesor de dos dedos de burbuja jabonosa con una buena persistencia.

En nariz vamos a encontrar aromas a plátano típicos del trigo, a limón con un fondo ligeramente especiado bastante agradable.

En boca se trata de una cerveza con un cuerpo medio, con buena carbonatación. Podemos apreciar un sabor que a mi me recuerda a los dulces de leche, con tonos cítricos. Apenas podemos apreciar el amargor en esta cerveza, por lo que una vez más estamos ante una cerveza muy refrescante ideal para el calor del verano.

NOTA FINAL: captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1bynbynbyn

24K

2014-07-05 21.01.01Estamos ante una cerveza elaborada por la fábrica Brewfist. Se trata de una golden ale hecha con maltas pale, caramelo y trigo además de los lúpulos Hallertau, Saphir, Crystal, Centennial.

En copa estamos ante una cerveza de color dorado bastante transparente, con una capa de espuma de escaso medio centímetro que sin embargo aguanta bastante bien.

En nariz apreciamos aromas herbales, a fruta madura y con un fondo de pan y galletas recién hechas.

Estamos ante una cerveza con un buen cuerpo en la que encontramos sabores dulces, herbales y un toque tostado de fondo. Se trata de una cerveza con un ligero amargor bastante agradable.

NOTA FINAL: captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1byn_mitadbynbyn

BlaBla Blend

2014-07-05 20.38.35Estamos ante la que es para mi juicio la estrella de lo que tenían de barril ese día. Se trata como su propio nombre indica de una mezcla a partes iguales de una de sus lambics de forma rotativa con otras dos más según disponibilidad, por lo que podemos encontrarnos con múltiples combinaciones con el mismo nombre. Cuando yo fui era un blend de su Summer Lambic con una geuze de Cantillon y con la geuze de Boon.

En copa nos encontramos con una cerveza de color rubio con tonos ambarinos bastante turbia con una cabeza de espuma de unos dos dedos de espesor con una burbuja gruesa que desaparece a los pocos minutos.

En nariz podemos apreciar aromas ácidos, herbales con un fondo de frutos secos y de pasas.

En boca encontramos una cerveza de cuerpo denso, con el típico sabor ácido de este tipo de cervezas, así como sabores a pan, cítricos todo ello acompañado de un ligero toque salado de fondo que apenas es apreciable.

NOTA FINAL: captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1byn_mitad

Presentación de cervezas Casimiro Mahou

by

2

 

Ayer asistimos a otra presentación de nuevas cervezas, en esta ocasión una muy especial, pues estaba a cargo del mayor grupo empresarial de producción de cerveza nacional, Mahou-San Miguel. El objeto de la presentación no era otro que la nueva gama de cervezas que pretenden sacar al mercado en septiembre en Madrid, las Casimiro Mahou. La presentación, que tuvo lugar en una sala que en cierto modo recreaba el despacho del propio Casimiro Mahou (empresario francés y padre y supuesto inspirador de los hermanos Mahou que fundaron la marca en Madrid) pero dentro del Palacio de Santa Bárbara, aprovechando su adopción como espacio Manzana Mahou 330 durante el verano.

4

La presentación fue dirigida en primer lugar por Javier, trabajador de la marca que ya conocíamos de otros eventos del mundillo  y con el que nos llevamos muy bien, y que fue el encargado de explicarnos que esta nueva gama tiene la particularidad de que son de una calidad y una variedad de estilos superior a la que nos acostumbran los grandes de la industria, pero están más enfocadas en descubrir estas posibilidades de la cerveza a la mayor parte del mercado que aún bebe lagers industriales que a competir con Naparbier, Nómada y compañía entre los que ya somos algo entendidos, y esto es algo que hay que tener muy presente a la hora de valorarlas, ya que os adelantamos que pueden parecer apuestas algo tímidas para los consumidores más avanzados.

Luego tomó la batuta el maestro cervecero, Eugenio, que pasó a comentarnos las peculiaridades de las cuatro cervezas que fuimos catando con sus respectivos maridajes y que os detallamos a continuación:

Casimiro Mahou Amaniel:

10520235_1449199415339198_233236364_aLa primera que probamos es la Amaniel, sin duda la cerveza más cercana al estilo habitual de Mahou, ya que es una lager, y recibe el nombre de la maltería que se encontraba en la calle homónima. Tiene 5,2% ABV y está elaborada con 3 tipos de malta (50% cebada Pilsen, 25% trigo y 25% cebada Carabelge)  y 4 tipos de lúpulo (Hallertau Tradition, Northern Brewer, Daaz y Strissel Spalt) y la levadura propia de la marca.

En copa ya marca las diferencias con las lagers habituales de la marca, presentando un color dorado mucho más intenso, casi ambarino (18 EBC frente a los 8-10 del estilo), con una espuma de burbuja mucho más fina y más compacta, anticipando una carbonatación  más suave.

En aroma se perciben cereal pero también caramelo, de forma más intensa que en sus hermanas de tirada mayor. Esforzándonos algo más podemos detectar algo de notas florales aportadas por el Saaz.

En boca los matices caramelizados de la malta tostada llevan a un final amargo, no demasiado y acorde con el estilo pero si algo elevado (27 IBUs frente a los 20-24 de la lager media). La carbonatación es suave y el cuerpo es ligero, haciéndola ligera y refrescante.

Casimiro Mahou Marcenado:

5

La siguiente cerveza, Marcenado,  ya era de un estilo más atrevido, se trata de una cerveza de trigo nombrada en honor al a primera fábrica de la marca y de 4,9% ABV y elaborada con 3 tipos de malta (50% trigo, 32% cebada Pilsen y 18% Carabelge) y un solo tipo de lúpulo (Nugget de León).

La apariencia ya deja claro a que estilo pertenece al ser ligeramente turbia, con un color es más bien dorado. La espuma es blanca y densa también.

El aroma recuerda a las dos principales huellas del trigo en esta fase de la cata, el plátano y el clavo, sobre todo el primero, posicionándose quizas más cerca de una weizen alemana que de una wit belga.

En el sabor continuan las notas afrutadas, quizas incluso levemente cítricas, y especiadas, sin apenas amargor. La carbonatación y el cuerpo son de nuevo suave y ligero respectivamente.

Casimiro Mahou Maravillas:

10499079_1453664441555611_340090278_a

La tercera de la cata fue la Maravillas, y fue para muchos su favorita. Se trata de una cerveza de estilo strong lager elaborada con los mismos ingredientes que la Amaniel, con la prentesión de ser su variente más tostada o fuerte, alcanzando los 7% ABV.

La apariencia en este caso es de color ámbar intenso, incluso rojiza, pero igualmente cristalina y coronada por la misma espuma blanca y densa de sus hermanas.

El aroma evoca notas de miel, malta tostada y caramelo, en la línea de lo esperado.

En boca se perciben las mismas notas de caramelo y afrutadas, acabadas en un amargor suave pero suficiente (30-32 IBUs) para camuflar perfectamente los 2% extra de alcohol. El cuerpo es ya medio aunque la carbonatación sigue siendo más bien suave.

Casimiro Mahou Jacometrazo:

928284_1514572672105005_887080688_a

La última cerveza es una ale de inspiración belga, concretamente cercana a los estilos de abadía, en el rango menos fuerte de las mismas (6,4% ABV) que comparte los lúpulos de la Amaniel y la Maravillas pero integra una composición ligeramente diferente de maltas (50% cebada Pilsen, 25% trigo, 15% Carared y 10% Caramunich).

Es esta composición diferente de maltas de su color definitivamente más oscuro, ya en el rango de los tonos rojizos, y su compacta espuma que aunque sigue siendo blanca ya es levemente beige.

En aroma deja notas de fruta madura, repostería y caramelo, cercanas a las evocadas en las cervezas de abadía.

Lo mismo pasa con el sabor, que está en el lado dulce del espectro con esas notas aportadas por las maltas tostadas, que se enmarca en un cuerpo medio y una carbonatación de nuevo suave.

En definitiva se trata de cuatro cervezas que si bien están bien hechas se pueden quedar algo cortas para nosotros están pensadas para el público que están pensadas. Si hay que ponerles una objeción es que el precio objetivo que nos dijeron de más de 3€ nos parece a todas luces excesivo teniendo en cuenta las cervezas de alta calidad y mayor tradición que podemos comprar por precios similares. Suponemos que esto es en gran parte debido al coste del diseño exclusivo con la botella personalizada, y tal vez convenza al público mayoritario, que es a quien se dirige.

Captura

Con respecto al futuro la mayoría dejamos caer nuestros deseos de que incorporen en la gama una cerveza con un carácter más lupulado, ya que todas las presentes se movían en el lado maltoso del espectro. No nada radical como una IPA, pero si tal una vez Pale Ale que deje algo más de protagonismo al ingrediente que da nombre a este blog.

Y ya solo nos queda felicitar a Mahou y a sus integrantes encargados de esta gama por la gran puesta en escena de la presentación, por sus amables explicaciones y la gran cantidad de material e información facilitados, y a nivel personal agradecer este enfoque de acercamiento entre dos planteamientos cerveceros, alejado del que por ejemplo han mostrado desde Estrella Damm con las desafortunadas declaraciones que hemos leído recientemente. Nos gustarán más o menos estas cervezas, pero para mi no hay duda de que es un planteamiento muy positivo.

PS: sentimos no disponer de una fotografía de buena calidad de la Marcenado en copa, lo subsanaramos en cuanto recibamos el material gráfico oficial de la organización.

2º Concurso de Homebrew de La Tienda de la Cerveza.

Concurso-HB2_optDebido a la gran aceptación que tuvo el primer concurso de Homebrew de La Tienda de la Cerveza, nos hemos lanzado a hacer el segundo. Pero para darle más importancia al evento teníamos que hacer algo para mejorarlo, por lo que aprendiendo del anterior y escuchando los consejos que más de uno de vosotros nos sugeristeis, vamos a intentar perfeccionar todos los aspectos de esta edición, como la organización, los premios, las hojas de cata y aumentando el número de catadores.

Este segundo año nos acompañan en el concurso las fábricas de cerveza: Dawat, Milana, La Virgen, Domus, Naparbier, Keltius, La Quince y Brewdog. Como bares:L`Europe, Mad Café y el Malacatín. Como prensa: Bar & Beer y Celce. Y como representantes cerveceros: Micromalta, Fassbiere, Humulus Lupulus y nosotros, La Tienda de la Cerveza.
Este año, hemos cambiado la fecha de entrega, ya que en el concurso anterior se celebró en mala fecha para muchos, debido al calor que hacía. Por ello, hemos decidido cambiarlo para el 1 de Noviembre. Y aparte, viendo cómo se va desarrollando el concurso y la aceptación que pueda tener, teníamos pensado hacer un concurso de cata a ciegas para seleccionar a algunos catadores que puedan ayudar a los ya expertos que elegirán a los ganadores de este año.
Espero que este año disfrutéis más que el año anterior.
Aquí os dejo las bases del concurso y sus condiciones:
Para este segundo concurso, hemos querido facilitar un poco más las cosas y vamos a pedir unos estilos más asequibles para todos. Eso sí, sigo diciendo, al igual que el año pasado, que no quita que vosotros lo queráis complicar algo más. Los estilos elegidos serán: Blanche Belga, American Pale Ale e Imperial Stout.

Condiciones:
1.- Cada participante podrá presentar una cerveza, la cual vendrá en formato de 50cl. en una cantidad mínima y máxima de tres botellas, o 33cl en una cantidad mínima y máxima de cinco botellas.
2.- Los organizadores estarán exentos de participar en dicha competición, ¡¡por si hay tongo, más que nada!!
3.- Las cervezas serán presentadas antes de la fecha límite (1 de Noviembre del 2014).
4.- Las cervezas se entregarán en La Tienda de la Cerveza (C/Ruda, 12) al personal que allí se encuentre, donde será acondicionada hasta el día de la cata de nuestros jueces. Los participantes a los que no les sea fácil acercarse a la tienda podrán mandarlas por mensajería a la misma (la dirección la podréis encontrar al final).
5.- Aparte de las cervezas requeridas, cada participante deberá abonar 10€ para gastos relacionados con el concurso. En el caso anterior de aquellos participantes que no pudieran acercarse a la tienda, les mandaríamos nuestro número de cuenta por medio de un mensaje para que lo pudieran realizar.

Bases:
Una vez sabidas las condiciones, os daremos unas pautas sobre cómo se va a desarrollar el concurso.
El último día para entregar las cervezas será el 1 de Noviembre de 2014. A partir de ahí las cervezas que lleguen a la tienda serán rechazadas. Si las mandas por correo, te valdrá la fecha de envío. Si dicha fecha es posterior a la fijada, serán rechazadas y no entrarán en el concurso. En la entrega se os solicitarán unos datos para organizarlas de manera que no haya confusiones y para, posteriormente, ir informando, vía Facebook y Blog (http://www.latiendadlacerveza.es), de los diferentes procesos del concurso. Los datos son los siguientes, para que los que los mandéis por correo los enviéis con las cervezas:

Nombre de vuestra cerveza.
Nombre y apellidos del maestro cervecero.
Teléfono y mail.

Una vez cerrada la fecha de entrega, nuestros jueces empezarán su arduo trabajo de cata (fecha por confirmar) y selección de cervezas, puntuándolas y valorándolas hasta encontrar las tres que se llevarán la gloria.
La fecha de entrega de premios será el Sábado 6 de Diciembre del 2014.
Premios:
3º premio. Merchandising cervecero, una revista de Bar & Beer y Celce, y un diploma acreditando su puesto.
2º premio. Cena para dos en uno de los restaurantes patrocinadores, merchandising cervecero, una revista de Bar & Beer y Celce, y un diploma acreditando su puesto.
1º premio. Fabricar una cerveza con la gente de Dawat, Milana o Domus (a cada primer premio le tocará uno al azar), merchandising cervecero, una revista Bar & Beer y Celce, y un diploma acreditando su puesto.

Datos de contacto:
Aquí os dejo los datos de contacto por si alguno tiene alguna duda y quiere solucionarla o para aquellos que tengan que mandarlo por mensajería. Si necesitáis más información, poneos en contacto con nosotros y os solucionaremos las preguntas que tengáis.

La tienda de la cerveza
C/Ruda,12 28005 Madrid
TLF: 91 014 8339
Mail: latiendadelacerveza.madrid@gmail.com
Web: http://www.latiendadelacerveza.es

Mucha suerte.

Siren-Cigar City-Grassroots Neither Imperial IPA

by

10523263_600934636670673_1139000074_aHoy queremos hablar de esta cerveza porque se trata de una colaboración muy peculiar. No ya por los padres de la criatura, que son tres grandes de la industria como los jóvenes pero rompedores ingleses de Siren, los americanos Cigar City y Grassroots (filial de la reputada Hill Farmstead), sino también por el planteamiento y receta de la misma.

A pesar de ser una Imperial IPA, se trata de una cerveza inspirada en las lagers post-prohibición. Con este término se refieren a las lager industriales con ingredientes añadidos como maíz o arroz (en este caso concretamente maíz) que proliferan en Estados Unidos desde que se retomó la producción tras la famosa Ley Seca. A estas lagers, que son similares a las que proliferan en el resto del mundo (en España sin ir más lejos) allí se las llama pre-prohibición para distingirlas de las recetas de pale lager introducidas previamente por alemanes y que no usaban estos adjuntos.  Básicamente han tratado de demostrar que usando maíz se puede hacer una gran cerveza, en este caso de estilo Imperial IPA, elaborada concretamente con 7 lúpulos americanos diferentes, malta pilsner, miel y maíz.

Ya en copa presenta un color ámbar cristalino con una abundante y jabonosa espuma, primer aviso de una carbonatación más bien elevada.

Al olfato se funden aromas caramelizados (de la miel, la malta y el maíz) con aromas cítricos que recuerdan fuertemente al limón.

En boca los lúpulos  se notan mucho más y los sabores cítricos y caramelizados se ven rápidamente aplacados por un intenso y prolongado amargor. La carbonatación es fuerte, picando mucho en la lengua, tal vez incluso un poco demasiado. El cuerpo es ligero, como se podría esperar por el planteamiento de la cerveza.

En resumen, es una gran cerveza, toda una delicia en nariz, aunque en boca puede resultar muy amarga o demasiado carbonatada según gustos (a mi particularmente me gustan con algo menos de gas) pero sin quitar un ápice de mérito a la creación.

NOTA: captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1byn_mitadbynbyn

 

Mikkeller Cù’t Cà Phê Bia

by

926489_800425806643429_1293988690_nLa cerveza que hoy os traemos hoy  es uno de los cientos de experimentos que ha hecho Mikkeller. ¿Por qué entonces escribir sobre ella? Porque esta elaboración de nombre impronunciable destaca y mucho sobre el resto de cervezas de Mikkeller, con un nivel altísimo de calidad, igualando la calidad de la gama Beer Geek o incluso superando a muchas las de dicha colección, y es relativamente difícil de encontrar (la analizada era la última botella de unas pocas que llegaron a Labirratorium) por lo que merece la pena que la destaquemos.

Se trata de una cerveza de estilo Imperial Stout elaborada con Koppi Lowak, el café más caro (y en teoría el mejor) del mundo, que como ya comentamos al analizar la De Molen que lleva su nombre, son granos de café que a traviesan el tracto intestinal de una civeta antes de ser recogidos y procesados. A desagradable que esto pueda sonar, el café que se elabora con estos granos una vez lavados y procesados es realmente bueno, y las cervezas que los usan, también, como es el caso que nos ocupa.

Es una cerveza que presenta un color negro totalmente opaco, y una espuma beige tirando a una tonalidad marrón claro, de escasa retención pero acorde al estilo.

En aroma despliega todo su potencial, que incluye intensas notas de café torrefacto, azúcar moreno, chocolate y licor.

En boca las notas torrefactas y dulces se envuelven en un perfecto cuerpo denso y levemente viscoso, de carbonatación muy suave, consiguiendo una sensación tremendamente agradable para el paladar.

En resumen, de lo mejor que he probado en el género este año. Es algo cara (esta botella rondó los 6€) debido a la alta calidad de sus ingredientes, pero si se ofrece la oportunidad de hacerse con una botella merece mucho la pena.

NOTA: captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1byn

 

Laugar EPA!

by

10499217_1430921860526404_1523055936_n

 

 

Retomando las notas de cata, hoy vamos a hablar de la Laugar EPA!, la esperada irrupción en el mercado de la cerveza artesana de Laugar. Pero esto no quiere decir que sean nuevos, ni muchísimo menos.Llevan más de 2 años dando guerra por ferias de todo tipo y haciendo diversas elaboraciones. Decimos irrupción porque esta parece ser la primera de gran tirada, la que inaugura su nueva maquinaria e imagen de marca con la que ahora sí pueden exprimir todo su potencial.

La cerveza que nos presentan es una American Pale Ale, llamada Euskadiko Pale Ale, o EPA!. Por estilo, graduación alcohólica (5,4% ABV) y precio (2,5€ en Cervezorama en Madrid) parece destinada a ser una cerveza de sesión.

En el aspecto visual encontramos un dorado ambarino (la fotografía no le hace justicia, el color es bastante más claro) con una densa capa de espuma blanca de buena persistencia.

A nivel olfativo encontramos aromas procedentes de los lúpulos especialmente resinosos y herbales, con cierto trasfondo cítrico, cercano al limón.

En boca de nuevo se sugieren notas florales y cítricas, que combinadas con el cuerpo medio-ligero y la carbonatación media-suave hacen de esta cerveza una experiencia muy refrescante. El final es amargo y prolongado.

En resumen, se trata de una cerveza aromática, refrescante y amarga, como debe ser una buena APA, y el precio acompaña para hacer de esta una excelente cerveza de sesión.

NOTA: captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1captura1bynbyn

 

 

Sobre la pinta de cerveza tibia inglesa

by

CapturaNo es ninguna novedad que existe una noción colectiva de que la cerveza en ciertos países de Europa y en Reino Unido en concreto la cerveza se sirve algunos grados por encima de lo habitual en países más mediterráneos o en Estados Unidos. En el caso de Reino Unido hay un motivo claro y es que allí, además de utilizar los barriles modernos tipo Keg (de los que tenéis una completísima e interesante clasificación en nuestro blog vecino Humulus Lupulus) ellos también utilizan barriles tradicionales, tipo Cask, que no inyectan gas alguno para sacar la cerveza (su uso suele ir asociado al de grifos Hand Pump, del que de nuevo tenéis una interesante referencia en Humulus Lupulus), para conseguir así mantener el espíritu de lo que ellos denominan Real Ales.

Son Real Ales, a veces también llamadas Cask Ales, aquellas cervezas que conservan la tradición cervecera inglesa de no filtrar, no pasteurizar, no meter gas de forma artificial, y además, y aquí viene el punto a tratar en este post, de servirla a una temperatura de 11-13ºC (admitiendo un margen de +-1ºC), unos 5ºC por encima de la temperatura de servicio de las cervezas servidas en barriles Keg ,5-8ºC (caso aparte es la moda de servir cervezas a 0-4ºC que están tratando de imponer algunos gigantes de la industria, para matar el poco sabor que tuvieran ya sus cervezas).

Esta elección de una temperatura superior no es casual, y es que intenta favorecer la leve sensación cremosa de las Real Ales impartida por su carácter maltoso y su carbonatación baja.

No debe confundirse estos 11-13ºC con las temperaturas de hasta 14-18ºC que alcanzan algunos pubs ingleses, especialmente londinenses (quien también haya estado alguna vez en la capital inglesa sabrá de lo que hablo), que están condenadas incluso por el presidente de la CAMRA  y que están claramente por encima del límite de 11-13ºC al que se comprometen cuando se acogen al estándar Cask Marque que trata de garantizar que el pub en cuestión sirve auténtica Real Ale.

 

Presentación de cervezas Palax y Ceriux en A Punto

by

coleccion_vinoteca_palacios

Retomando las crónicas de eventos, vamos a empezar hablando de uno muy interesante al que asistimos el pasado martes 17 en A Punto, la presentación de las cervezas de Palacios Vinoteca, Palax y Ceriux, con la intermediación de Guía Peñín.

Comenzando por el principio, el lugar elegido fue como decimos A Punto, un peculiar e interesante local ubicado en la zona del barrio de Chueca, en el centro de Madrid, al que la denominación de librería gastronómica se le quedaría tremendamente corta, y por lo cual creo que merece ser comentado antes de hablar del evento per se. Autodefinido como “Centro Cultural del Gusto”, sus instalaciones se dividen en dos partes, la planta de calle, que incluye la propia librería (dotada de miles de referencias de temática esencialmente gastronómica y en la que se venden incluso algunos utensilios de cocina) y una planta inferior realmente grande que incluye bodega, sala de cata/comedor y una cocina completamente equipada para desarrollar las actividades de este centro especializado en el mundo de la gastronomía y el vino.

2

Es en esta planta inferior dónde tuvo lugar la presentación, y lo cierto es que haber elegido este local ya es toda una declaración de intenciones con respecto a la filosofía de los organizadores, y es que el evento corría a cargo de nada menos que Palacios Vinoteca, una empresa que tiene sus raíces en un proyecto familiar iniciado en 1999 con la inauguración de Bodegas Trus y que ahora agrupa a todo un grupo de bodegas de vino de diferentes denominaciones de origen, y también una cervecera, Cervecera Artesana (oficialmente Cervecera Artesana 2012, por motivos de registros), de la que han salido la cerveza de sesión Palax y las dos de la gama Ceriux, de corte más gastronómico.

Captura

Luciano Herrera, el director de la empresa, fue el que se encargó de explicarnos el proyecto y dirigió la presentación junto con Pablo, del equipo de cata de cervezas. Cervecera Artesana aspira a extender la filosofía que la empresa ejerce en el mundo del vino al mundo cervecero, y de hecho está ubicada en La Rioja, aprovechando el manantial de Peñaclara y contando con modernas y bien equipadas instalaciones. Hay que decir que a priori creo que es uno de los planteamientos de corte más profesional y claramente fruto de un buen estudio comercial previo que he visto en este mundillo, probablemente en una línea cercana a Dawat en lo que a Palax se refiere, y a La Socarrada en la gama Ceriux, en el sentido de que Palax pretende ser una cerveza lager sencilla pero bien elaborada (hay que marcar la diferencia de que esta, a diferencia de su posible análoga Dawat 5, tiene segunda fermentación en botella), para un consumo más de sesión, y la gama Ceriux, tanto en su variante Tostada como Rubia, tiene un enfoque más gastronómico, bien para maridajes (por ello se ofertan también en formato grande de 75cl) o para ser disfrutadas con más reposo en general.

A continuación detallamos las fichas de cata de las tres cervezas presentadas:

10453954_695158330521388_49332138_aPalax:
Como ya hemos comentado brevemente en el párrafo anterior, se trata de una cerveza de estilo lager con segunda fermentación en botella.

En cuanto a su apariencia posee un color amarillo limón claro, ligeramente turbio, con una generosa y densa capa de espuma blanca.

Olfativamente presenta los aromas sencillos propios del estilo, predominantemente de cereal, con algunas leves reminiscencias florales y cítricas.

En boca se prolonga este predominio del cereal, con un tal vez levemente mayor acento en las notas afrutadas, y con un final suavemente amargo. El cuerpo es ligero y la carbonatación es elevada, quizás algo excesiva para mi gusto personal pero lo cierto es que está en la línea del estilo.

Salvando la fase visual, donde se puede diferenciar algo más por su turbidez, recuerda como hemos dicho a algunas cervezas de corte similar como Dawat 5 o La Virgen Madrid Lager, siendo las tres excelentes exponentes de cervezas lager de calidad diferenciadas de las industriales habituales. También aspira a moverse en un rango de precios similar, rondando o incluso intentando estar por debajo de los 2€.

 

929146_1429694423976710_384670619_aCeriux Rubia:

Esta cerveza ya es de alta fermentación, e incluye trigo y mosto centrado de uva blanca.

Su apariencia es de un color amarillo ligeramente más dorado, y la espuma, aunque sigue siendo blanca, densa y persistente, ya denota una ligeramente menor carbonatacion, como corresponde al cambio de estilo.

El aroma emite un conjunto mucho más rico de notas, apareciendo las típicas especiadas y ligeramente dulces de panadería del trigo, con un fondo de matices florales y de cereales. Cabe preguntarse, como hicieron en voz alta algunos de los asistentes, porque no se nota apenas la presencia del mosto de uva blanca, que debería haberse percibido en esta fase de la cata. Luciano nos comentó que durante la fase de desarrollo de la receta decidieron disminuir su presencia para que no ganara todo el protagonismo como pasaba en otras cervezas con ingredientes especiales, imagino que en referencia a cervezas como La Socarrada, que aunque a muchos como nosotros mismos les gusta, despierta también algunas animadversiones por el gran protagonismo de la miel de romero.

En la boca de nuevo reaparece la compleja y agradable combinación de notas especiadas, florales y dulces, con un final de amargor muy leve. Tiene un cuerpo más intermedio y la carbonatación como hemos dicho es algo más equilibrada.

 

10471889_795231000509865_21729836_aCeriux Tostada:

Otra cerveza de alta fermentación pero que esta vez prescinde del trigo e incluye mosto concentrado de uva tinta.

Su apariencia es de un bello color pardo rojizo, casi caoba, con la leve turbidez de sus hermanas, y una espuma de color beige, igualmente densa y persistente.

A nivel olfativo es aún más compleja que su hermana Rubia, y presenta matices de regaliz, toffee, café, y caramelo.

En boca de nuevo predominan los sabores cálidos y dulces de fruta madura, café, caramelo… en este caso enmarcados en un cuerpo más notable, y con una carbonatación similar a la de la Rubia.

Ambas Ceriux cuentan con un precio estimado de salida a venta de 6-8€ en su formato de 75cl, de nuevo un precio acertadamente competitivo.

Finalmente nos dejaron repetir lo que quisieramos jugando con maridajes ofrecidos como las piruletas de miel y atún o el filete tártaro con yema de huevo de codorniz(ideales para la Ceriux Tostada).

Captura

No podemos concluir esta crónica sin antes agradecer y felicitar a Palacios Vinoteca por el buen  rato que nos hicieron pasar durante la presentación y por dejarnos llevar botellas de las cervezas para probarlas más reposadamente en casa así que como el amplio material bibliográfico ofrecido en forma de Dossier de Prensa, además de las correspondientes fichas de cata de las tres cervezas. Es un verdadero lujo asistir a presentaciones como esta, y el hecho de haber convocado a blogueros especializados en el tema muestra un planteamiento muy inteligente al saber adaptarse a las peculiaridades del mundo de la cerveza artesana frente al vino, del que proceden. Salir como hacen de la posible confort zone del mundo del vino y adaptarse así muestra un claro compromiso con el proyecto, como lo hace el evidentemente profundo estudio del producto. Así pues, no nos queda sino desear mucha suerte a Palacios Vinoteca en esta aventura.

 

De vuelta al blog

by

Sin título

Tras meses de inactividad absoluta y varios meses anteriores de mínima actividad, por fin puedo decir que puedo retomar la actividad bloguero-cervecera ahora que el duro curso académico me había obligado a abandonar temporalmente el blog ha terminado, y no podría estar más contento por ello.

Tenía ganas de poder volver a escribir sobre una de mis aficciones favoritas, así que voy a disfrutar mucho volviendo a escribir notas de cata, crónicas de eventos, recomendaciones de sitios cerveceros y todo el contenido que ha caracterizado este blog, y por supuesto, de intercambiar opiniones en los comentarios, que es probablemente lo más divertido.

Así pues, volvamos a escribir sobre esta bebida que tanto nos gusta, ¿nos acompañáis otra vez?